El nombre de este blog es mi pequeño homenaje a las maletas, esas compañeras fieles e imprescindibles en todos nuestros viajes y que por suerte, con el tiempo fueron evolucionando hasta llegar a tener en la actualidad unas maravillosas ruedecitas que nos permiten poder tirar de ellas (en lugar de cargarlas) y hacer nuestros viajes mucho más placenteros aún. ¡Qué bien nos hubieran venido a muchas y a muchos hace unos cuántos años!

Amigos curiosos y viajeros

lunes, 29 de agosto de 2011

LA MILENARIA TRADICIÓN DE LAS MUJERES RECOLECTORAS DE PERLAS EN JAPÓN


La historia de estas mujeres, inmortalizadas en la película de James Bond “Sólo se vive dos veces” (1967), me recuerda un poco a la de las valientes mujeres amazonas de las leyendas de la antigüedad, sólo que en este caso, los seres mitológicos con los que las asociaria serían con las mujeres sirenas.

Se tratan de mujeres japonesas conocidas como "Amas" (significa: las mujeres buceadoras). Según la tradición, mientras los hombres pescaban mar adentro con sus embarcaciones, las mujeres se dedicaban a la recolección de perlas. Los primeros datos que hay sobre ellas se remontan a más de 2000 años A.C. Estas mujeres viven en el Pacífico Occidental y se dedican a la recolección de moluscos, algas, esponjas de mar y sobre todo, de perlas.


Estas mujeres son capaces de sumergirse a más de 20 metros en apnea (esto es, con la única ayuda de sus pulmones), permaneciendo a esta profundidad el tiempo suficiente para obtener una buena recolecta. Se calcula que en una hora de inmersiones de tiran 30 minutos en el fondo. En un principio, los equipos utilizados eran bastante rudimentarios, pero hoy día utilizan trajes de neopreno (bucean en aguas de 10º C) y se protegen el cuerpo con telas ajustadas de color blanco, rara vez utilizan aletas. Llevan en la mano una especie de espátula o pincho con la que despegan los moluscos de las rocas.


Este oficio se transmite de madres a hijas, quienes empiezan a practicarlo a los 13 años de edad aproximadamente y se llaman “Kachido”. En esta etapa empiezan a trabajar a una profundidad de 3 a 5 metros de profundidad y practican durante unas 3 horas diarias. Sólo cuentan con un flotador con forma de tonel, aunque eso en la actualidad ha cambiado, ya que los flotadores son más resistentes y menos pesados y en ellos colocan lo recolectado, además de descansar entre sus inmersiones.


Al cumplir los 30 años ya se las considera capacitadas para descender a más de 25 metros, con duraciones superiores al minuto y medio y se les llama “Funado”. Para descender, usan bolsas con piedras que tienen un peso aproximado de 10 kilos, junto a una cuerda que va unida a la cintura y conecta con la embarcación. Cuando la Funado tira de la cuerda está dando la señal de que su bolsa de recolección ya está llena, para que pueda ser izada, soltar lo recolectado y volver a sumergirse. Los equipos utilizados son bastante básicos. No llevan trajes de neopreno adecuados (o simplemente no llevan) y las aletas son extremadamente rudimentarias.

En la pesca de las ostras utilizan varios métodos:

- En el primero realizan un descenso muy rápido a las profundidades desde la propia embarcación y ayudada por una piedra que a modo de lastre va unida a la embarcación con una cuerda, la cuál es izada después por el hombre que se queda en la embarcación.

- En el segundo, la pescadora se lanza al mar con una cesta de mimbre que flota y que va unida a ella por una cuerda y de este modo, pueden estar unidas varias pescadoras a la vez a la embarcación.

- Y en el último método, las pescadoras inician sus pescas desde tierra, adentrándose en el mar a nado para llegar a zonas cercanas a tierra.

En las imágenes más antiguas que hay sobre ellas se ve que las mujeres “Ama” solo cubrian su cuerpo con el tipico tanga para cubrir la parte frontal de su pubis.


Más adelante se empezaron a cubrir con prendas de color blanco y telas blancas también cubriendo sus cabezas y según parece, este cambio de vestuario obedecia a motivos morales y de seguridad, ya que al ser blancas se podia localizar mejor a la buceadora en caso de emergencia (y además, según parece también, a los tiburones no les gusta el color blanco...). Y ya despues se fueron implantando máscaras de buceo para hacerlas más fácil la visión de las ostras.


Las "Amas" suelen realizar este oficio hasta edades muy avanzadas (65-70 años) y se considera que están en su mejor momento a los 50 años. Se han visto “Amas” buceando en avanzado estado de gestación e incluso con un bebe recién nacido dejándolo en la embarcación al cuidado de “Amas” mayores.


Las pocas que quedan actualmente se encuentran en Ago en el extremo sur del Parque Nacional de Ise Shima en la provincia de Míe (Japón) y la menor de ellas tiene 50 años. Hoy en día las hijas de las Amas no se ven atraídas por esta legendaria tradición de flotar durante horas en el mar. Y aunque aún perdura en las islas esta tradición y las comunidades de pescadores siguen teniéndola como uno de sus principales ingresos económicos e incluso es posible ver exhibiciones de pesca de ostras desde algunas embarcaciones turísticas.



En este video podéis ver como hacen su trabajo estas buceadoras tan especiales:


Y en este otro, varias de esas "Ama" mayores nos hablan sobre su vida y su trabajo de recolectoras de perlas:


Es posible que en no mucho tiempo la última “Ama” desaparezca y cuando llegue ese dia, Japón habrá perdido una de sus más bonitas y milenarias tradiciones y sobre todo, habrá perdido un gran ejemplo de sostenibilidad del entorno, recolectando y explotando del mar sólo lo que necesitan para vivir, con un profundo respeto y amor hacia la naturaleza.

Una bonita tradición ¿no os parece?


16 comentarios:

  1. Hola Nieves.
    Impresionante tradicción y creo que desconocida para la mayoría que nos acabas de presentar.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Curiosa y preciosa como muchas tradiciones.
    No sé como lo consigues, pero siempre encuentras algo para sorprendernos. Por cierto, yo me ahogo en medio minuto.
    Es mi Ama una sirena que se pasea en el mar
    brillando como las perlas, cuando quiere bucear.
    Cuida regalo de madres, heredando vocación,
    aceptando tradiciones continuará profesión.

    ResponderEliminar
  3. Holla Nieves,

    I'm quite impressed. I know there are so divers can go down, but did not know about women or even about how many feet submerged! This is really amazing!

    Kisses

    ResponderEliminar
  4. Me ha encantado el reportaje, vimos hace poco un documental donde se entrevistaba a algunas Amas mayores... Precioso! :)

    ResponderEliminar
  5. No es mi pelicula favorita de JB, pero es muy curiosa la historia y me trae a la mente la novela Papillon, donde en Venezuela ocurre lo mismo, es curioso que sean las mujeres en los dos caso y a tanta distancia quienes recojan perlas, tendré que mirar si en Tahití ocurría lo mismo, desde luego enhorabuena por tu trabajo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. LA MADRILEÑA29/8/11 12:53

    Las mujeres japonesas y las de todo el mundo, tenemos una capacidad enorme de supervivencia y,
    nosotras sí que valemos , a pesar de que todavía en el siglo XXI, los hombres tienen los puestos más de responsabilidad que las mujeres.
    pero en un tiempo no muy lejano, sabrán la valía y la capacidad que tenemos las mujeres.

    ResponderEliminar
  7. Hola APU, me alegro de que te haya resultado interesante la entrada, y de haber contribuido un poquito a dar a conocer la historia de estas mujeres, que a mi al menos, me resulta bastante admirable y una bonita tradición que no deberia de perderse. Un besote,

    ResponderEliminar
  8. Esther, si consigo sorprenderos con las historias que escribo por aqui, me alegro mucho de ello, porque me gusta sorprender jejeje. Y en lo de aguantar bajo el agua, creo que yo tampoco iba a poder pescar muchas perlas, alguna alga o algún constipado como mucho ....jejejeje. Un besazo y muchas gracias por dejar aqui tu preciosa poesia dedicada a las Amas,

    ResponderEliminar
  9. Hi Sissy, I am glad you liked reading this story about the Amas divers. They really do an amazing job! Hugs and kisses my dear friend,

    ResponderEliminar
  10. Gracias Krups, me alegro de que te haya gustado, yo la verdad es que no habia oido hablar nada sobre las Amas, hasta que hace poco me llegó de casualidad una noticia sobre ellas y me pareció tan curioso que quise conocer más sobre el tema y su historia me resultó bastante fascinante. Un abrazo muy fuerte,

    ResponderEliminar
  11. Muchas gracias Jose Antonio, la verdad es que cuando encuentro una historia interesante me encanta investigar y conocer todo lo que pueda sobre ella. Y resulta muy curioso que estas mujeres hayan sido retratadas en el cine o en la literatura en tantas ocasiones, quizás porque su trabajo resulta tan bonito e incluso romántico. Un beso,

    ResponderEliminar
  12. Madrileña, te veo sacando un puntito de vena feminista, pero es que las mujeres valemos mucho .....jejeje, pero es muy curioso que a este trabajo sólo se dediquen las mujeres ¿verdad?, aunque como dice una de ellas en el segundo video que he colgado, los hombres no sirven tanto para esto porque se constipan con más facilidad (¡eso es lo que dice una de ellas, al menos jejeje!). Muchos besitos amiga,

    ResponderEliminar
  13. No tenia idea que esta tradicion exisitia! Gracias por visitar mi blog! Yo tambien ahora estoy inscrita al tuyo!

    ResponderEliminar
  14. Bienvenida por aqui Barbara y gracias a ti por tu visita, ¡seguiremos en contacto a través de nuestros blogs! Un abrazo,

    ResponderEliminar
  15. Hola muchas gracias por el reportaje ya sabia algo de la recolección de perlas en Japón cuando tenia 11 años en mi escuela me lo enseñaron y como me gustaba la geografía me quedo grabada en mi mente y tu reportaje me a avivado esos recuerdos gracias

    ResponderEliminar
  16. Muchas gracias a ti Lou, por pasarte a leer mi entrada y por dejar tu comentario y me encanta y me alegro que mi reportaje te haya hecho recordar tus bonitos recuerdos de infancia. Un abrazo muy fuerte,

    ResponderEliminar

Bienvenido y muchas gracias por dejar tu comentario. ¡Que tengas un gran dia!

Welcome and thank you very much for taking the time to leave the gift of your comment. Have a nice day!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...